Aquí estamos una semana más sentado delante del ordenador para escribir la crónica de mi entrenamiento semanal con Personal Running.
Lunes: Empiezo la semana con unas series de 5 minutos al 90% ppm, después de unos ejercicios de técnica de carrera. Este entrenamiento ha sido superexigente y al mismo tiempo muy motivador, pues me sentí muy bien con zancada amplia y el corazón respondía a ese nivel de exigencia. Con estas sensaciones los resultados cuando los analice delante del ordenador me hicieron hasta emocionarme Serie 1: 4,19 – Serie 2: 4,28 – Serie 3: 4,38 – Serie 4: 4,41 – Serie 5: 4,35 min/km   Todas ampliamente por debajo de 5 min/km que es una cifra que tengo marcada desde que empecé a “correr”, ¿por que? Porque según dicen es la diferencia entre trotar y correr, pues parece que empiezo a correr jejejeje. Todo esfuerzo tiene su consecuencia en el cuerpo, de este entrenamiento además de la motivación me llevé una sobrecarga en el gemelo izquierdo.
Foto 1: Pomada milagrosa ….
Foto 2: Mi uniforme para las series (Vaya careto).
Miércoles: Este día me salte el entrenamiento por completo, pues el Plan me marcaba 70 minutos trotando +  5 progresiones de 100 m y yo hice casi 90 de circuito rompepiernas. ¿Por qué lo hice? Porque me lo pedía el cuerpo, tenía ganas de probar un entrenamiento similar al que me espera en la Media Maratón de Torremolinos, y ya se que no aguanto aún un buen ritmo y una buena zancada durante más de una hora, así que el próximo domingo me toca sufrir.
Viernes: Este entrenamiento no lo olvidaré en mucho tiempo, técnica de carrera + progresiones de 100m en cuestas + ejercicios de abdomen y lumbares. Se me hizo más larga que la cuesta de enero, madre mía parecía que no terminaba nunca el entrenamiento, como notaba las piernas cada “cuestecita” un poco más cargadas, y como me ayudó la música a superar este entrenamiento junto con los coj…. q le puse.
Domingo: Este entrenamiento como viene siendo habitual lo cambie por una salida con mi grupo de entrenamiento #mareanaranja que en esta ocasión salimos con Trail Running Malaga (buscar en facebook), el recorrido fue espectacular, al ambiente mejor pero me paso factura el entrenamiento del viernes, en vez de piernas tenía dos yunques casi imposible de mover. Al final salieron 12,78km de plena naturaleza con 584m de altura ganada. Este entrenamiento me devolvió a la “cruda realidad” queda mucho trabajo que realizar y muchisimos kilómetros que entrenar.
Foto 3: Buen grupo de trail, que máquinas los tíos.
Para terminar la semana he recibido un buen regalo, mi plan de entrenamiento para febrero y sólo mirarlo acojona, esto ya se empieza a poner interesante. Gracias Chiqui y Viti (Personal Running) por hacerme caso y meterme caña.
Semana 4 “La cruda realidad” por @surman1
Valoranos
Share This
jQuery(document).ready(function($){ $('.et-social-icon .icon').each(function(){ $(this).attr('target', 'blank'); }); });